El lenguaje de los cubiertos

El lenguaje de los cubiertos fue inventado en las cortes europeas para que los señores feudales no tuvieran necesidad de dialogar con el personal de servicio durante la atención de la mesa.
Hay ciertas reglas que a lo largo del tiempo han quedado vigente y se deben poner en practica para demostrar los buenos modales en la mesa.
Cuando se utiliza tenedor y cuchillo,  se debe tomar el cuchillo con la mano derecha y el tenedor con la izquierda. 
Los bocados deben ser llevados a la boca con el tenedor en la mano izquierda con las puntas hacia abajo. Cuando se usa el tenedor solo, éste se debe tomar con la mano derecha y se lleva a la boca con las puntas hacia arriba.
Los cubiertos descansan apoyados sobre el centro del plato en la posición de las 8 y 20 como las agujas del reloj. Nunca se abandonan como remos con el mango apoyado sobre el mantel.
Si hemos utilizado el cuchillo y dejamos de hacerlo, éste deberá descansar sobre el ángulo superior derecho del plato. 
Al terminar de comer, colocaremos los cubiertos sobre el plato con el filo hacia adentro y las puntas del tenedor hacia arriba, en una posición similar a las agujas del reloj cuando marcan las 5:25
El consommé y la sopa se toman con cuchara que se lleva a la boca de costado y no de punta, sorbiendo sin hacer ruido. 
Si estuviéramos viajando y nos presentan algo que no conocemos es mejor  preguntar cómo se hace correctamente. Recuerda que: “A donde fueres, haz lo que vieres”






 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s