El zapato ideal

Unos buenos zapatos son esenciales para la salud de nuestros pies. Nuestro cuerpo concentra todo su peso en la parte inferior  y si no lo cuidamos con un buen calzado, generaremos serias complicaciones para un futuro cercano.

Un buen calzado debe adaptarse a nuestro pie sin apretarnos ni quedar holgado, debe ser flexible y liviano, con una puntera  alta y ancha,  y suela que no resbale para poder dar pasos firmes.
Las mujeres debemos tener cautela con el uso compulsivo de tacos altos que pueden causar lesiones en la postura, así como artrosis o artritis en las rodillas, afecciones de nervios, tendinitis, juanetes, dedos de martillo, metatarsalgia o predisposición a lesiones de tobillos como esquinces o fracturas. De la misma forma , al usar zapatillas o sandalias con suela muy fina, el pie se ve obligado a mantenerse en posición recta provocando inflamación en los músculos que lo rodean.
Los especialistas recomiendan utilizar un taco  de 4 centímetros de alto, con  horma ancha y que no presione los dedos del pie para usar diariamente,  alternándolos con tacos altos y bajos  si son de nuestra preferencia.
Al comprar zapatos es importante tener en cuenta para que tipo de actividad se lo va a utilizar, dado que, es preferible optar por zapatos mas prácticos para las tareas diarias y de diseño para ocasiones especiales.




Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s